Salirse de los grupos de What’s up y de los Festivales

Parece que el tiempo avanza y muchos, que seguimos apreciando las máquinas de escribir, fumar en pipa, follar con condón o manosear por la calle un libro de mil páginas de Foster Wallace para que la gente se crea que leemos cuando en realidad lo llevamos de complemento porque en verano uno va hecho un cuadro con zapatos sin calcetines, asistimos a dos hechos sobre los que gravita nuestro entorno ( del latín toruns, aunque cada vez más lejano por aquello de que no nos quede mucho en común) que son fuente de conflicto o de disfrute dependiendo de que lado de la A-1 vengan los coches o los camiones cisterna : 1) los grupos de What’s Up y 1.bis ) los festivales.

1) ¿ Por qué salirse de uno de estos grupos virtuales, sea una antigua compañera del colegio a la que insultabas en los recreos y que te dio una patada en los huevos por imbécil una tarde de verano o un amigo de toda la vida que organiza una despedida de soltero de otro amigo que te parece un cretino, los encargados de joderte el día con el mensaje: ***** te ha añadido a ***, se considera una falta de respeto máximo?….incluso peor que tener un lío con la novia de tu jefe, que está estupenda y además muy sola  o ” traicionar” a la Hacienda Pública ( véase Messi, que no sabía nada del tema). Al fin y al cabo es algo momentáneo, una tontería que dura unos días y al final acaba relegada a la cola de grupos de what’s up que uno olvida borrar….pero si te sales eres HOMBRE MUERTO, HIJO DE PUTA ESQUIROL.TE BUSCAREMOS, TE ENCONTRAREMOS Y TE MATAREMOS.

Yo por si acaso pido perdón, n- veces, a todos los participantes pero es que ya tengo un grupo y además de música ( y somos 8 y además elegantes, excepto Pablo Parser que se pone chanclas de nórdico)

Stezaker2_2273207b

1.bis) Si los festivales son para el verano y el verano es para casi todos ( lo siento por los chicos de prácticas y los chinos), entonces uno tiene que ir a uno para sentirse parte de algo. No solo eso, sino son también todos los extras: colgar fotos de la exaltación de la amistad y de los momentos inolvidables e irrepetibles con tus Leos y Piscis favoritos en el Instagram, o un atardecer más en la “arenadelarenal” y ese concierto inolvidable de La Pegatina o La Habitación roja ( perdón, estaba en el cagadero de mi casa y me lo perdí).

Lo siento de verdad. Me pongo triste, un poco león después de un orgasmo en la sabana, rabioso como un portador de zika, por no entender dónde está la diversión en la masa y el sonido festivalero.

Por estas razones me salgo e introduzco mi cabeza en el microondas con la esperanza de que ahí fuera haya otros como yo,  de los de ni pequeños como un grupo de what’s up ni grandes como un polvoriento festival. Más de medias tintas con grupos de música con dos baterías, tres guitarras, bajo, trompeta, un Rhodes, un Lesley, un Hammond, una cruz, siete focos, un vídeo de 5 minutos y una canción de 20, tipo John Stezaker. A tomar por culo.

 

 

 

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s